“Y si no tienes bicicleta, recuerda que es posible vivir en bicicleta incluso sin bicicleta…”. Marcos Cruz

lunes, 5 de noviembre de 2018

Los Alejos


Buenos días.


 Los Alejos es una pequeña aldea situada a caballo entre la sierra de Alcaraz y la de Segura. Pertenece al término municipal de Molinicos y como viene siendo habitual por estas latitudes, no mas de quince familias son las que viven de continuo por allá, si excluimos perros y gatos, que entonces se dobla la población...ja ja ja


 Los Alejos está dividido en tres núcleos, el principal en la margen derecha del río Mundo, siempre discurriendo a sus pies, y los otros dos restantes se sitúan en la margen izquierda del río. Llama poderosamente la atención que el núcleo principal se asienta sobre una gran toba calcárea; los lectores mas avezados ya sabrán que entonces son varias las fuentes que allí manan, e incluso alguna se descuelga unos metros por las paredes, haciendo una pequeña cascada.


 En el pueblo existen un par de casas rurales en el primer núcleo; en nuestro siempre nos dejamos caer por el Pajar del Abuelo, gente muy agradable y con unas casas que se ajustan muy bien al precio: recomendable.

 El Otoño en este lugar es especial, la vegetación de ribera suele ser de hoja caduca y los montes de quercus y pinos con hojas perennes marcan un contraste espectacular entre los tonos verdes de los montes y los más ocres del río. Y es que, el Otoño es sin duda alguna, la mejor estación para los que nos gusta la Sierra.



 Cabe destacar que se han señalizado unas cuantas rutas por aquellos montes y no esta de más decir que el trabajo ha sido bueno, muy bueno. En la página web http://rutasgps.sierradelsegura.com/ podéis encontrar un buen número de ellas, bien documentadas y en una web bastante sugerente.


 En esta ocasión solo hemos podido realizar la ruta circular por Los Alejos; la lluvia nos ha acompañado y tampoco es cuestión de pillar un catarro, así que la ruta de unos 7,5 km nos supo a gloria. Es una ruta fácil, bien señalizada, con buenas pistas y alguna senda realmente vistosa.



 Y como no, una mención especial para el río Mundo, con esas aguas cristalinas y que siempre lo tenemos presente en el recorrido. Cabe destacar que hasta su encuentro con el río Bogarra el río tiene un agua cristalina, no estando prohibido el baño en ningún momento y donde a lo largo de su curso es muy fácil ver truchas.

Para saber 



Y ya que estamos en pleno Otoño y estamos dando un paseo por las riberas, nos vamos a fijar en un compañero inseparable de camino, nada menos que el musgo, esa pequeña planta que muchas veces pasa desapercibida, pero que sin embargo tiene una gran importancia dentro del ecosistema.


 Se tratan de unas plantas llamadas briófitas: no poseen flores, ni frutos, ni siquiera auténticas raíces.


 Si echamos la vista atrás nos tendremos que remontar 300 millones de años para ver el primer musgo, ahí es nada, y siempre conquistando zonas húmedas protegidas de la luz directa del sol.

 Aunque su altura es de unos pocos centímetros, son realmente importantes: retienen la humedad, sujetan la tierra y dan cobijo a un gran número de especies que se han asociado a él. Así pues, estas tres características hacen que esta pequeña planta tenga un papel fundamental en los ecosistemas pues ayudan notablemente a mantener el equilibrio. Cuando llegue la Navidad, recuerda esto y olvida su arrancado.

 Aquí os dejo el enlace a todas las fotos, y como no, un mapa con una serie de puntos que pueden serviros si vais de visita.



Para comer: Pan, sólo pan
En Fuente Higuera existe una panadería que tiene un pan de pueblo excelente, sorprendente, de calidad, el típico pan de toda la vida. Además os recomendaría que probarais las tortas de manteca, otra delicia de las que no pasan desapercibidas y que a buen seguro, vuestro paladar agradecerá. En el mapa, de color naranja, os pongo el punto exacto donde podéis encontrarla.

 Un abrazo...Edu

2 comentarios :

  1. Digo lo de siempre... ¡qué poco conocemos nuestra sierra, la sierra albaceteña! Por dónde tires y por dónde te metas, siempre verás paisajes impresionantes, como las instantáneas que nos muestras en la crónica...., ¡sorprendentes! ¡cuanta vegetación, cuanta agua!

    Me ha impresionado las setas y demás hongos que has fotografiado, algunos más qrande que la mano, que ya es decir, pero lo que más me ha gustado son las zonas de roca cubiertas por musgo..., este líquen, ya se ha apoderado de la zona rocosa.

    Muy buen fin de semana, el que has pasado y buenas hogueras, que son las calientan de verdad y si además, le hechas unos tarugos de leña y a mano tienes unas parrillas, "no te digo ná y te lo digo tó". ¡NI NÁ NI NÁ!

    Saludos y hasta la tarde Edu.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja...pues eso, ¡ni na ni na! Menudas parrillas que tenía yo allí a mano; la que nos hemos metido entre pecho y espalda...pero bueno, no hay nada como una buena caminata para poder bajar la comida, y como no, conocer aquello a base de bien.
      La verdad es que la zona no es nada conocida y se trata del tramo del río que va desde Mesones, cerca de Riópar, hasta casi Liétor. Quitando el tramo de Ayna y el de Liétor el resto no sale casi ni en los mapas, y se tratan de unas paredes verticales, de vegetación mediterránea que en algunos tramos es casi virgen...
      Espero poder programar más rutas y visitar alguna aldea abandonada que he podido encontrar a vista de pájaro y que a buen seguro, nos está esperando.
      A ver si se acaba la temporada de caza y volvemos por allí con las BTT pues se trata de una zona de caza y en la que existe jabalí, o sea, caza mayor...en fin, que no pienso molestar a nadie y como bien decía uno que tú y yo conocemos...así se es más féliz...jajajaj
      Nos vemos esta tarde...Edu

      Eliminar

 
/* Añadido en 2017-11-15 para Slider */ /* Fin de Añadido en 2017-11-15 para Slider */