• Edu

  • Coronado

  • Teo y Pedro Lara R. en Chinchilla

  • Por tierras de El Picazo

  • Josete

  • Palacio de los Gosalvez

  • Nuestra tierra

“Y si no tienes bicicleta, recuerda que es posible vivir en bicicleta incluso sin bicicleta…”. Marcos Cruz

Ruta del "chorizo" (Albacete a Pozuelo por Las Capiruzas con final agridulce)

¡Buenos y lluviosos días amigos! A ver por donde empiezo..., que no os creáis que la ruta de ayer es fácil describirla, cuanto ni más narrarla, porque aparte, de una gran ruta, tuvo risas, muchos kilómetros, "orto", chorizos y un final..., como he dicho, algo agridulce..., pero supongo que lo mejor es empezar por el inicio. Ni 500 palabras más...., empezamos....


Esta ruta se ha hecho, en realidad...., y de hecho está dedicada a Edu, porque nuestro insigne compañero, probó hace algún tiempo el chorizo de Pozuelo.....

Al parecer y según palabras...., bien paladeadas, de nuestro amigo Edu, este chorizo es un embutido especial con una cantidad de magro extraordinario y que está a la altura de los "bocatas di cardinale" y que al parecer, sólo se fabrica en este pueblo, Pozuelo.

En este grupo, otra cosa no..., pero que alguien abre la boca para pedir algo...., ¡ipso facto, se le concede! y con estas premisas se trazó una ruta que fuese de Albacete a Pozuelo pasando por la falda de Las Capiruzas, pero ¡ojo! no por la ruta, sino por el Chorizo de Pozuelo que..., al final no era de Pozuelo, sino de Las Peñas, pero eso...., eso lo contaré más adelante.

Dado que saldríamos por la parte de atrás de mi casa, por el Camino de la Bacariza, decidimos quedar en la puerta de mi casa a eso de las 08h.15', debido a que la ruta era larga. Ya de paso, saludamos a Paqui, mi mujer, que había tenido de noches y llegaba en ese momento.


Para esta ruta, nos dimos cita Ramón, amigo de Josete, Josete, Pedro Sotos, Edu y yo mismo, con la sana intención de almorzarnos una rutón, rutón.


 
Como os digo, salimos por el Camino de la Bacariza, llegando a la finca de nuestra querida y amada Margarita, una ternera, que últimamente no está muy receptiva...., todos los achacamos a que está enamorada el mastín que la custodia.


Fijaos en la foto de abajo, eran otros tiempos en los que Margarita y yo teníamos un "algo especial", amor truncado por sentimientos perrunos, pero eso amigos, eso solo me lo quedo para mí, jajajajaja, un amor truncado por un can.

No obstante, pasar por delante de Margarita y pararse a saludarla, es todo uno, se ha convertido en parte de la ruta, en una tradición que ninguno del grupo dejamos ni abandonamos, ni a la ida ni a la vuelta de la ruta.

Dicho esto y con el tiempo explicado por Edu a lo Mariano Medina, rondábamos los - 4'7º C, con una sensación térmica de más frío y es que ya nos adentrábamos en campo abierto.


Tomamos el carreterín que nos llevaría a Aguas Nuevas y desde aquí a El Salobral, dejándonos llevar el GPS Mio Cyclo, que ayer..., es justo decirlo, en algún momento nos vaciló, bueno más que vacilar es que yo veía las indicaciones y eso fue motivo de chanza, cachondeo, despiporre y chistes de mis compañeros, sobre todo de Edu y Pedro Sotos, menuda ruta de vuelta me dieron....l

Llegamos a Los Anguijes con más frío que un perrete chiquitín, pero llegamos y a diferencia de otras veces que nos acercamos al Hundimiento para hacer las fotos de rigor, en esta ocasión, lo dejamos a la izquierda, debido a que no queríamos hacer muchas paradas por la premura de tiempo y la larga tirada de la ruta.


Estábamos llegando ya cerca de la zona de Las Capiruzas, las zonas anchas de camino iban a desaparecer en pos del monte bajo. Ya se vislumbraban los molinos, altivos y señoriales, advirtiéndonos que ahora empezaban las subidas y ahora por contra, empezaba la verdadera ruta a Pozuelo.

 



De la pista asfaltada, hicimos un giro a la derecha, justo donde están los dos machones tipo columnas de la Finca la Noguería y aquí, es donde empezaba lo divertido, puro monte bajo que empezaba a picar hasta llegar a Pozuelo, justo cuando llevábamos unos 23 kms. aproximadamente y hasta llegar a Pozuelo, aún nos quedarían cerca de otros 23 kms, todo el rato subiendo. Paramos para hacer la foto de familia.


El frío iba desapareciendo y las piernas se iban calentando, merced al buen ritmo que habíamos puesto, no muy exigente, pero sí..., el necesario y bien dosificado para no desfondarnos, ya que la vuelta nos requería otros 40 kms. El grupo iba muy bien cohesionado, ciclando a un ritmo muy bueno, conscientes y sabedores de la ruta que nos esperaba.


Una vez tomada la falda de Las Capiruzas, esta todo diversión, bajadas y subidas, curvas y más curvas, rompe piernas, giros cerrados que debido, a que había mucho canto, nos obligaban en muchas ocasiones a casi, salirnos del camino, de hecho Pedro Sotos, en alguna ocasión casi pierde al verticalidad y dan de bruces en el suelo capiruzano..., pero...., no ocurrió, Pedro siempre tiene recursos y el suelo se quedo con las ganas de darle un besito.


 
 Estábamos llegando casi a la zona de La Evaporita, una ruta emblemática que hace años y merced a Edu, hemos descubierto y hecho en muchas ocasiones, pero en ésta, decidimos no subir, debido a que la subida a esta cantera, en plena loma del Cordel de Las Capiruzas es durilla, tiene unos 800 metros de subida con una pendiente de hasta un 18 % en algunos tramos.



Poco a poco, fuimos atravesando caminos como Corral de las Grajas, la Cañada Real de la Mancha a Murcia, Los Algivicos, etc..., y aún nos quedaba camino y trecho que recorrer.

La idea era rodear La Evaporita y hacer una subida de monte bajo, roto, pedregoso y con requerones y cárcavas, que en algunos momentos alcazaba casi  el 19 % de pendiente y que nos llevaría justo al Cordel de las Capiruzas.

En lugar de seguir este Cordel, lo atravesaríamos para hacer una pequeña bajada y seguir con la ruta trazada, que hasta la fecha nos estaba llevando muy bien por esta jungla de caminos de monte bajo.


Atrás habíamos dejado la subida a "La Imposible", "Los Repechos", "Cerrico de Juan Novias", "Hueco de la Higuera", "Cerrico Blanco", "Cerro de los Patojos"..., pero aún nos quedaba terreno por recorrer hasta atravesar una carretera comarcal, la AB5001, que viene de la aldea de Casa Cañete, así que el tema estaba claro..., apretar los dientes y tirar para adelante.


Atrás quedaban ya las fotos con los molinos de fondo y el terreno tan roto, para adentrarnos en otro tipo de caminos, también de monte bajo.

No obstante, este terreno no me parecía que tuviese un perfil tan pronunciado y aunque, también seguíamos subiendo, la impresión que yo tenía no era de tanta pendiente.

Supongo, que después de casi 35 kms, que llevaríamos, las piernas habían entrado ya en calor y el tono muscular se había adaptado al terreno y a la velocidad que desarrollábamos.

En este punto, el viento que nos soplaba de componente NO, con una velocidad de 3 a 5 kms, con rachas de hasta 10 kms., empezó a soplarnos de frente racheado, pero notamos que la velocidad del viento había subido y además, el frío se hico patente.

Seguíamos avanzando, pero Eolo nos lo estaba poniendo algo más difícil, sin embargo no nos podemos quejar, sabíamos que la vuelta sería meteórica, vamos.... ¡a toda leche!



Como podéis apreciar en las diferentes fotos que voy poniendo, apenas si tocamos carretera, todo por caminos y pistas, monte bajo y sendas, salvo la AB5001, que tuvimos que atravesar y un tramos de unos 500 metros de carretera de la Aldea de La Zarza a Pozuelo, debido a que el cerro por que queríamos ir, estaba vedado por caza y para no tener problemas variamos un poco la ruta hasta esta aldea, tomar esos 500 metro de carretera y vuelta a los caminos.

De hecho, los cazadores que estaban practicando su deporte nos comentaron que por donde íbamos, eran caminos de servidumbre pública, pero que casi mejor evitar el peligro, también es cierto que en todo momento, fueron amables y en ningún momento nos negaron el paso por ese cerro.

Llegado el momento, el GPS nos metía por un monte y unos cerros, Cerro Cañete, Cerro del Viejo y Cerro Majacuesta que nos obligaban a seguir subiendo, no había respiro y en este punto, Edu y yo paramos para hacer unas instantáneas y tomar algo de aliento, sobre todo yo, que la rodilla me empezaba a molestar, fruto de la caída tonta del Miércoles por la tarde.

 
 
 
Pues una vez tomado de nuevo los caminos, nos dirigimos ya hacia Pozuelo. Ya teníamos ganas de llegar, ya llevábamos cerca de unos 23 kilómetros aproximadamente de monte bajo y subes y bajas y ya, se notaban las ganas de llegar a Pozuelo para almorzar ese maravilloso chorizo de Puzuelo, que no era de Pozuelo, sino de Las Peñas, jajajajajaja.



A unos 2 o 3 kilómetros de Pozuelo, vimos una casa de campo que nos pareció de juguete, tipo 7 enanitos, pero lo más gracioso es que el camino que llevaba a ella, estaba guardado por una caseta de perros diminuta, en cuyo interior había un perro de peluche..., jajajajajajajajajajajajajajaj....., no nos detuvimos para hacer la foto de rigor debido a que ya eran las 11h.15' y aparte de algo de prisa, había ya hambre y ganas de deleitarnos con esos bocatas de chorizo.
 
Dejamos ya atrás el Paraje de La Torca, el Cerro de las Cruces y La Espinosa..., Pozuelo estaba a golpe de vista, como así fue, atravesamos el pueblo y nos fuimos al bar de la Estación de Servicio, donde nos dispusimos a deleitarnos con el chorizo de Pozuelo.
 

Ramón y Josete, llevaban algo de prisa por lo que después del café marcharon rápidamente por carretera desde Pozuelo hasta Albacete, pero Josete se almorzó su bocata de chorizo, Ramón fue más conservador, tostada de jamón a la plancha con su vino de la casa.

 
Cuando nos comentaron que volvían a Albacete por la carretera de Pozuelo, no nos hizo mucha gracia al resto que nos quedábamos, pues es una carretera ciertamente peligrosa, sin arcén y donde los coches van a gran velocidad, pero Josete en el momento que llegaron a la ciudad, nos puso un whattsapp, para confirmar que habían llegado bien. Mejor que mejor.
 

Y ahora viene uno de los primeros capítulos que hizo a los presentes partirse de la risa, el primero fue mi fijación en que siempre nos quedaban 4 kilómetros para llegar a Pozuelo y así durante kilómetros y kilómetros, jaajaj.

Bueno, el caso es que pedimos en el Bar bocadillos de chorizo de Pozuelo en con esta intención, preguntamos a la camareta del bar si el chorizo era de Pozuelo o no..., jajajajajajajajajajajajajajajaj, pues no, el chorizo era de Las Peñas. Ya os podéis imagina la jartá de risas que nos pegamos, pero lo más gracioso es que la ruta la habíamos hecho para probar el chorizo de Pozuelo y, os podéis imaginar las bromas que le gastamos a Edu, él que quería venir a Pozuelo de ruta para probar su chorizo. Menos mal, que humor nos sobra en este grupo y saber reírnos de nosotros mismos...., también vamos sobrados.

 

Después de almorzar y tomarnos un chupitejos de la alegría, decidimos que ya era hora de volver para Albacete, eran ya las 12h.30'.

En este punto, las bromas revertieron sobre este humilde escriba, que no veía las indicaciones del GPS y si por poco saldo del pueblo, aunque al final tomamos el camino adecuado, claro que la que "cachondeitos" hubo...., y además un buen rato.

Como digo, la vuelta estaba trazada por caminos y pistas, lo más recto posible y, además estábamos de enhorabuena, Eolo, nos soplaba con fuerza inusitada y la ruta siempre "orto", jajajajajajajja, lo de orto, que lo explique Edu que a mí me da la risa.


Poco a poco, íbamos dejando atrás La Casuta, Viña de las Flores, Haza Carrasca...., siempre de "orto" haciendo algún giro que otro que nos llevaba por diferentes parajes, La Franchona, La Garrota, Haza Rasa, El Calderón, hasta llegar a Argamasón.


De Argamsón la ruta estaba trazada para aparecer justo en el Canal, en medio del tramo que va de Aguas Nuevas a El Salobral pero, en medio de todo este ciclar, he de comentaros que entre chascarrillo y chascarrillo, Pedro Sotos y Edu, de tanto reír, en más de una ocasión estuvieron a punto de parar y desmontar de sus corceles bi ruedidos....., jajajajaja, yo no soy yo solo el que se cae de la bici cuando oye el chiste de la medusa de Ciudad Real. Edu..., te invito a que edite la crónica y des las explicaciones del "orto" y "la medusa de Ciudad Real". ¡Joder, me estoy acordando y me da la risa floja!


Llegados a El Canal, tan sólo nos quedaba una media hora para llegar a casa y fue aquí en este punto, atravesando la zona del canal de Aguas Nuevas, a pocos kilómetros de tomar el Camino de la Bacariza, donde la ruta se ha tornado en Agridulce.

Resulta que a unos 100 metros, a Edu le pareció ver algo en el lateral izquierdo del carreterín, justo la zona de tierra de unos metros de ancho al lado del canal. Cuanto más nos acercábamos, más no parecía un hombre que había tenido un accidente con una moto, tipo escúter.

En efecto, las sospechas se confirmaban, el hombre se estaba levantando..., tambaleándose, desorientado, no veíamos los daños o lesiones hasta que estuvimos cerca de él, momento en el que apretamos la pedalada, pues veíamos que el hombre se iba hacia el canal, con el consecuente peligro de caerse al lodo y el agua.

Pedro Sotos, fue el primero que llegó al hombre y menos mal, que lo cogió a tiempo, pues iba derecho al canal. El señor, un hombre ya mayor, de unos 80 años, presentaba múltiples golpes por todo el cuerpo, fruto de la caía con la moto. La cara la tenía totalmente ensangrentada, un corte largo en la zona parietal izquierdo y unos hematomas del tamaño de un Kiwi en los dos pómulos.

La desorientación y el shock del señor era tal, que todo su afán, era coger la moto e irse a casa, a Riachuelos (después de un rato de charla nos comentó que era de allí). Como pudimos, conseguimos tranquilizarle.

Paso un coche y le dijimos que, por favor, se acercase a Aguas Nuevas, al Cuartel de la Guardia Civil a dar parte del accidente en lo que nosotros cuidábamos del herido. El hombre estaba consciente y respondía a preguntas que le hacíamos para mantenerle consciente y despierto hasta que llegase las ayudas.

Pasaron varios coches...., unos pararon para ofrecer ayuda y otros tan sólo miraron con estupor, pero sin parar......, en fin, en la "Viña del Señor de todo hay".

Al cabo de unos 10 minutos aproximadamente llegó un coche de la Guardia Civil y ya se hicieron ellos cargo del señor, de la moto y de todo lo que fuese necesario hacer, por supuesto..., requerir una ambulancia para trasladar al señor al Hospital.

Una vez nuestra presencia no fu necesaria, como así nos lo manifestaron las Agente de la Guardia Civil, continuamos camino hacia Albacete, llegando al Río Frio a eso de las 15h.00', donde nos tomamos la Cervecitas de los Campeones, ya que las teníamos bien merecidas.


Velocímetro de Pedro Sotos
Por lo demás, deciros que en mi opinión la ruta fue de las TOP TEN, creo que salió bastante bien, a pesar de que en algunos momentos pensábamos que el GPS, no estaba vacilando. La disfrute mucho con mis compañeros que con educado estoicismo no protestaron ni un solo giro en la ruta. Un muy buena mañana de bici, tan solo empañada por el accidente del señor, que desde aquí espero que se recupera y que no haya sido nada más que chapa y pintura las heridas que le ocasionó la caída con la moto.

 Paso a poneros los datos técnicos de la ruta:

Tiempo efectivo de pedaleo, 04h.32'33"
Distancia recorrida, 85'200 kms
Velocidad máxima alcanzada, 40'100 kms/hora
Velocidad Media, 17'200 kms/hora
Calorías quemadas, 1900 kcal.
Altitud máxima alcanzada. 930 metros


Esta es la ruta que hemos hecho.





















Compartir:

Ruta en miércoles: otra vez al río

 
Buenos días.


Cordialidad
 La cordialidad se define como aquello que es afectuoso, amable y sincero. No hace mucho pude oír a Eduardo Mendoza, uno de mis autores actuales preferidos dicho sea de paso, que el español si se distingue de otros es precisamente por su cordialidad, y estoy plenamente de acuerdo.

 ¡Vaya! estoy seguro de que como buenos españoles ya habrá alguno pensando justo lo contrario, pero eso también forma parte de nuestra idiosincrasia; lo cierto es que somos personas cordiales en su gran mayoría, aunque siempre habrá alguna excepción...que le vamos a hacer.

 Y además, que no le voy a quitar la razón al autor de "Sin noticias de Grub", una de las novelas humorísticas más divertidas que he podido leer nunca. Para todos aquellos que no hayáis tenido la oportunidad de hacerlo, os recomiendo que ahora mismo vayáis a la biblioteca más cercana y adquiráis un ejemplar, os aseguro que en un par de días "el libro cae"...ja ja ja

 ¿Y a qué viene tanta cordialidad al inicio de la crónica? Pues ayer pudimos comprobar otra vez como la gente de este país es cordial...somos así.

Tamos
 La ruta la iniciamos Teo, Nino, Pedro Sotos, Pedro Lara R. y éste que suscribe, que con puntualidad manchega nos vimos las caras a las cinco de la tarde en la rotonda de Tamos.

 Salimos en dirección la finca de Miralcampo, y en esta ocasión el viento nos ayudó algo pues venía del sur, así que rápidamente alcanzamos el paraje desde el cual, en un par de kilómetros, se llegan a los primeros encinares de la zona de los Yesares.

El encuentro
 Parada técnica a hacer agua menores y hete aquí que nos encontramos a un señor por aquellos campos, venía de hacer labores de mantenimiento en el campo y estaba acompañado de su perro. Estuvimos charlando durante unos cuantos minutos, de todo un poco: de la temperatura, de la lluvia, de la bicicleta...este señor acabó indicándonos donde se alojaba, nos ofreció su casa, agua, las herramientas en caso de que tuviéramos cualquier problema cualquier día y no sé cuantas cosas más. Agradecidos que somos, que menos que dedicarle unas líneas a la gente que es así, cordial.

La bajada a los Yesares
 Terminado el agradable encuentro, nos fuimos derechos hacia Los Yesares, y si el pasado domingo estaba algo peligroso por tanta piedra suelta, en esta ocasión hemos podido comprobar como han arreglado el camino, terraplenando e igualando el trazado, pero con la pega de que no han pasado una compactadora por los arreglos que han practicado, lo que obliga a ser todavía más precavido merced a los bancos de tierra que se va uno encontrando, ¡Ojo! Que está peligroso.

Barro
 Ya en las márgenes del río, terreno de Pedro Sotos, nos llevó por algún que otro camino hasta llegar a las Mariquillas, desde donde partimos en dirección a El Torcío. Al cabo de unos tres kilómetros desde las Mariquillas parte una pista que te sube de nuevo a la meseta para abandonar la depresión del río.

 Y aunque no ha llovido, he de decir que nos pusimos muy bien de barro...supongo que la escasez de lluvias hace que algunos ya estén dando algún riego, porque estaba el camino con unos cuantos charcos y claro, siendo de noche justo el momento en que todos los gatos empiezan a ser pardos, pillamos alguno que otro charco.


Vuelta a casa
 Una vez arriba pusimos rumbo a casa por la vía auxiliar de la carretera de Mahora, pues el trazado es supertranquilo y no hay ningún tipo de obstáculos. El viento nos dio algo de cara pero con poca intensidad, en todo caso, lo que sí hizo es que notáramos como la temperatura empezaba a bajar a base de bien.

 Esta vez sí que hubo cerveza de los campeones, ¡como no! Siempre he dicho que ese momento, el de la cerveza entre compañeros, también pertenece a la ruta y no hay que dejar nunca de completarla...je je je...Por cierto, para ser miércoles y ser seminocturna, acabamos con 52 kilómetros, lo cual está bastante bien.


Un saludo...Edu
Compartir:

Ruta a Motilleja: El río Júcar en Invierno



 Buenos días.

 El río Júcar siempre es una garantía de que la ruta va a ser buena: sendas, pistas, pinadas y paisajes alrededor. Todo ayuda cuando el recorrido pasa por las márgenes de este río tan nuestro.

 Así pues, en estos días de invierno es una opción bastante válida para trazar la ruta, pues aunque a primera hora de la mañana el frío unido a la humedad hace que sea difícil el pedalear, en cuanto sube algún grado la temperatura el pasar por esos caminos es un auténtico placer.

 Con esa idea el amigo Coronado trazó una buenísima ruta que partiendo desde Albacete y pasando por la zona del río, nos llevara hasta Motilleja, donde daríamos buena cuenta del merecido almuerzo. 

 Hacía tiempo que no nos juntábamos tantos para una ruta, las fechas navideñas tienen estas cosas y parece que poco a poco vamos tomando de nuevo la normalidad, así que nos vimos nada menos que Fogo (nuevo compañero en el grupo y amigo de Andrés), el propio Andrés, Paco Lara, Josete, Coronado y éste que suscribe, y claro está, con puntualidad manchega nos vimos a las ocho y cuarto para salir hacia la zona de Miralcampo.
 Lo cierto es que la temperatura era de un par de grados bajo cero, pero al estar tan seco el ambiente y sin viento alguno, se podía llevar bastante bien. Al cabo de unos kilómetros, en pleno campo y dirección a Miralcampo el termómetro de mi ciclocomputador marcaba -5,5ºC, pero como os he dicho antes, nada que ver con otros días donde el viento te hace realmente sufrir con las temperaturas tan bajas.

 Poco a poco fuimos ganando la zona de los Yesares en la que nos esperaba la bajada hacia el río, y donde nos dejamos caer con bastante prudencia; el camino está muy roto y cada vez que llueve cambia la fisonomía del mismo, con lo cual, el sentido común te dicta que lo mejor es ver bien la trazada y no llevar demasiada prisa.

 Una vez que se baja al río se va hacia el antiguo puente de la carretera de Mahora, se cruza a la orilla contraria y por la margen izquierda del río se avanza hasta el paraje del "charco azul". La verdad es que el paisaje era blanco en muchos momentos merced a la helada que todavía estaba cayendo, pero conforme fueron pasando los minutos la temperatura subió y el recorrido fue realmente agradable: el río a nuestro lado y buenas arboladas.

 El camino se desvía hacia el norte en dirección Mahora, pero sin llegar a este pueblo el camino va virando poco a poco hacia el oeste de modo que al cabo de unos cuantos kilómetros se llega a Motilleja, donde nos esperaba el restaurante el Bigotes para dar buena cuenta de nuestro merecido almuerzo.
 Para la vuelta, Andrés pensó que lo mejor era volver de nuevo al puente de la carretera de Mahora para alcanzar la vía de servicio de la carretera, de modo que evitáramos cualquier tipo de vía transitada, cosa que todos aprobamos. La bajada hasta el río es un placer, pues el camino está en perfectas condiciones y la pendiente es lo suficiente como para alcanzar buena velocidad pero sin que sea peligrosa en ningún momento.

 Poco después nos encontrábamos en la vía de servicio de la carretera de Mahora, a la altura de la laguna estacional que se forma cada invierno en la zona del aula de la naturaleza del Encinar, y donde no tuvimos más remedio que detenernos para hacer alguna que otra foto y poder ver como a lo lejos, había un gran número de aves acuáticas que por allí pululaban.

 Desde aquí hasta casa fue todo rápido y sin complicación alguna, pues el viento venía de costado y no influyó en nuestra marcha. Buen día de bicicleta con unos 72 kilómetros recorridos.

 En esta ocasión no hubo cerveza de los campeones, lo cierto es que había algo de prisa y la hora a la que llegamos era más que buena para llegar a nuestras casas y así poder seguir con los planes que teníamos.

 Como siempre, aquí os dejo el enlace a todas las fotos y como no, la ruta, aunque en esta ocasión no se ha grabado el final de la misma...misterios de la técnica, el tramo realmente importante es el que va desde Miralcampo hasta la vuelta a Albacete.




Saludos...Edu

Compartir:

Últimas Crónicas

Los escribas

De derecha a izquierda, Coronado y Edu, dos amigos con inquietudes parecidas

Agenda

Busca en el blog

Crónicas Populares del Mes

Etiquetas

40 rutas (2) abuzaderas (1) acequión (6) acueducto (1) adolfo (6) agramón (1) aguas nuevas (4) alava (2) albacete (28) albatana (1) Alcadozo (1) alcalá del júcar (2) alcaraz (1) aldea nueva (2) alex (12) algibarro (4) Alin (1) aljibarro (1) almedro (1) almuerzo (1) amelie (2) amilcar barca (1) andar (44) andrés (2) anguijes (6) aníbal (2) aniversario (5) antonio canales (1) apartamento palombina (1) Argamasón (1) argramón (1) arquillo (2) arte rupestre levantino (1) Asturias (1) atardecer (1) azufre (2) Bacariza (1) badil (2) baelo claudia (1) Balazote (4) balsa (1) Bermejo (5) bernedo (1) bilbao (1) bogarra (4) Burrueco (1) cabra montesa (2) cádiz (3) calar de la sima (2) calor (1) camarillas (3) cambrón (1) camping sierra de peñascosa (4) campo militar (1) canaleja (1) Cancarix (3) cansalobos (1) cantera (1) cañada del provencia (1) cañada molina (1) cañahorro (1) cañamera (1) capiruzas (7) carmona (1) cartago nova (4) casa cueva (2) Casas de Guijarro (1) Casas de Haches (1) Casas de Juan Nuñez (3) Casas de Lázaro (1) castillo (5) catalina (1) celorio (1) cementera (2) cenajo (3) cencellada (2) central hidraúlica (1) cerro del helechar (1) cerro lobo (1) cerro pardo (1) cerro vicente (3) cerromar (1) champiñón (1) chinchilla (52) chorros (2) chotacabras (1) Cojonazos (1) complutum (4) Coronado (102) cortes (7) costa verde (1) cristo de la vida (1) crucetillas (2) cuasiermas (1) cuco (9) cuerda de las almenaras (4) cueva (1) cueva ahumada (1) cueva de las bolas (3) cueva del pastor (2) culebra (1) degollada (2) dehesa de los llanos (1) desván (2) edu (263) eduardo (1) el badil (2) el carmen (1) El Carrasco (4) el concejo (1) El Estadio (2) el jardín (1) El Molinar (1) El pelao (1) el picazo (1) El Sahuco (4) El salobral (4) elche de la sierra (4) Elena (1) emporium (1) Esteban (1) Esther (4) estrecho almadenes (4) estrecho del hocino (1) evaporita (1) fabes (1) fauna (1) ferez (1) feria (2) Finisterre (1) flax (1) flora (1) fogo (1) forte (1) foto (21) Francho (14) fuensanta (13) fuente de la raja (1) fuente del roble (1) Galapagar (4) Galicia (1) gallinero (1) Ganaderia Iniesta (1) gastronomía (1) gato (1) geología (1) gerardo (3) Gosalvez (3) hans (2) historia (2) Horna (1) Hoya Gonzalo (1) Hundimiento (9) ibero (3) iglesia (1) incendio (1) inocente (4) invierno (59) Iván (1) J. Von Eduarden G. (7) javier (1) jesús (4) jorquera (3) José (4) josé luis (4) josete (25) Juan (2) Juan Carlos Lara (8) Juan Huedo (1) Juanan Garcia Lopez (2) Juanan Lopez Garcia (1) JuanCar (3) JuanMa (9) Júcar (44) kiko veneno (1) La felipa (4) La Gineta (6) La Grajuela (1) La Herrera (4) La Roda (29) La Solana (2) lagarto (1) lagos de covadonga (1) lagrimas san lorenzo (1) laguna (5) lagunas de ruidera (1) Larrau (1) las minas (3) letur (2) lietor (2) llanes (1) lluvia (1) lobera (5) Los Alejos (1) los cañetes (2) Los Cármenes (1) los pocicos (1) losilla (1) luis (23) luz del pardal (1) Madrid (1) Madroño (1) magdaleno (2) málaga (1) MAN (1) manchegas (1) Marcial (2) maría cristina (3) María José (8) mariquillas (2) marmota (6) mazacruz (1) menilito (1) Miguel Indurain (1) mina la celia (1) minateda (2) molinar (1) molinicos (1) molino (2) montaña alavesa (1) monte bajo (3) moñeco (1) motilleja (3) mujer (1) mundo (6) Munera (1) museo (1) museo arqueológico nacional (1) musgo (1) navidad (2) necrópolis (2) nerpio (7) niebla (1) nieve (1) nino (74) nocturna (3) Noel (1) nutria (1) ocelado (1) Ochagavía (1) ópalo (1) ossa de montiel (1) Otoño (54) paca (1) Paco Lara (34) padrastro (1) padroncillo (1) país vasco (3) palacio (2) pantano (2) pascuy (3) patillas rotas (1) Pedro (1) pedro andrés (1) pedro lara (85) pedro lara r. (40) pedro Sotos (25) peñas de san pedro (1) peñascosa (8) perseidas (1) petroglifos (3) Pétrola (3) picayo (1) pico del roble (1) picos de europa (1) pino-roble (1) pinturas rupestres (4) pirineos (1) pitón volcánico (2) poblado (1) Pozo Cañada (8) pozo de balazote (1) Pozo Moro (2) Pozo Rubio (1) Pozoamargo (1) pozohondo (2) Pozuelo (1) presa romana (3) primavera (77) procomunal (4) puente vicaría (1) Puñoenrostro (1) Quitapellejos (2) regreso (1) resina (1) retorno (1) riada (1) ribera de cubas (2) río arquillo (1) rio frio (1) río frío (1) río madera (1) río masegosa (1) río portelano (2) rioja alavesa (1) riópar (11) romano (1) salamanca (1) saltigi (1) san isidro (2) san sebastian (1) santander (1) Santi (2) Santiago (2) Santiago de Compostela (1) santuario (2) sapo (1) sarga (1) semana (1) semana santa (1) seminocturna (1) sendas (8) serpiente (1) sierra (17) sierra de la cabrera (7) soplao (1) strava (1) Taberna de Machado (1) taibilla (2) talave (1) tamajosas (1) teo (67) Tinajeros (3) Tolosa (1) tus (5) vacaciones (1) vadillos (1) valdeganga (4) Vega Sierra (1) vegallera (2) vejer de la frontera (1) verano (81) vía romana (6) vía verde (1) vicente (2) víctor (3) victoria (1) video (3) vídeo (1) Villa de ves (1) villalgordo del júcar (7) villares (1) villaverde de guadalimar (1) viña (1) virgen de los llanos (1) vitoria (1) vizcable (1) vizcainos (4) volcan (2) yellow (1) yesares (3) yeste (3) Zamora (1)

Crónicas más visitadas

Páginas vistas en total