“Y si no tienes bicicleta, recuerda que es posible vivir en bicicleta incluso sin bicicleta…”. Marcos Cruz

martes, 25 de julio de 2017

8ª Ruta, 24-07-2017, Torrevieja, Río Seco y vuelta

¡Hola amigos! Llegué de nuevo a Torrevieja el Viernes, 21 por la noche y al día siguiente, Sábado 22 tocaba hacer compra, limpiar la casa, etc..., las tareas domésticas que ineludiblemente nos tocas a todos.

La idea era salir el Domingo 23, pero lo cierto es que me quedé dormido y me dieron casi las 10h.00' de la mañana..., estaba claro que a estas horas no era cuestión de salir de ruta y además que, el cuerpo necesita descansar un poco..., digo yo...., que no todo es bici.

Así que ayer tocaba ruta, una de las rutas de las que tengo en Torrevieja y que dentro de ellas, esta muy bien podría ser de las TOP TEN por su tirada de kilómetros si la haces entera, por su vistosidad, por sus sendas, por la técnica que hay que emplear en ellas, pero sobre todo por el disfrute que se siente cuando la haces. Sin embargo ayer, todo esto se me truncó. Ahora os cuento.

Salí como siempre temprano, a las 07h.17'. Para empezar a ciclar por el Río Seco, primero te tiene que chupar unos 15 kilómetros más o menos, hasta Pilar de la Horadada, que es desde donde nace la parte ciclable de este río. Esta parte la hice por carril bici, atravesando urbanizaciones, por la parte derecha de la autovía que va desde Torrevieja hasta Cartagena, hasta que llegué a Pilar de la Horadada y aquí ya bajé al Río Seco.



Nada más empezar el tramo del Río Seco, noté que el río de seco, en esta ocasión no tenía nada, había agua, y lo peor...., había agua estancada por su cauce.

Aún así, no me amedranté y seguí por los caminos que marcan el cauce de este río, sorteando como podía los barrizales que me encontraba. No siempre era así, había zonas que estaban muy bien y que se podía pasar perfectamente, pero me desconcertaba tanta agua en una zona donde nunca la hay y máxime, cuando apenas ha llovido últimamente.

Lo cierto es que notaba también que el terreno estaba yendo de piedras que no son normales encontrarlas en esta zona y polvo blanco, más propio de edificaciones que de caminos naturales como es un río, sin embargo seguí un poco más adelante, animado por lo bonito de la ruta aunque algo había que me tenía un poco alerta. En fin, la solución la ví más adelante.

Por la zona alta de este cauce del Río Seco hay infinidad de balsas de riego para abastecer de agua a todos los cultivos que hay por esta zona de cítricos (naranjas, limones, mandarinas, pomelos, etc....) y al parecer una de estas balsas había tenido un fuga importante. De ahí el agua y tanto material típico de albañilería que del cauce de un río. Os dejo unas cuantas fotos.
















Visto lo visto y que en más de una ocasión la bici se me había metido en verdaderos barrizales y ante el miedo de encontrarme zonas raras, me dí media vuelta para volver hacia Torrevieja, pero ésta vez por el margen derecho de la autovía que va de Cartagena hacia Torrevieja, por la costa para relajarme un poco y quitarme el mal sabor de boca de esta ruta, no acabada.



La verdad es que ciclando por la costa y entre la infinidad de urbanizaciones y chalets que hay por aquí y, sin apenas darme cuenta, no hacía otra cosa que subir y bajar pequeñas lomas que ponían a prueba mis piernas, ja, ja, ja, ¡vamos...., subidas a mi! También hice alguna bajada que otra que se te ponían los pelos de punta, de esas bajadas...., que dices....., allá que voy y que pase lo que tenga que pasar. Os dejo una foto, que aunque no se aprecia, tiene una bajada para peatones y otra para ciclistas, pero la de ciclistas es estrecha y muy, pero que muy empinada.


Tras el cabreo por no poder completar esta ruta, y una vez llegado a Torrevieja, decidí ir al Parque de las Naciones o Parque del Dragón (cuando veías una foto enteréis porque se le llama Parque del Dragón), para descansar y enseñaros un poco más de este parque tan emblemático en esta localidad y, en el cual los animales campan a sus anchas sabedores de que nadie se mete con ellos, antes al contrario, los animales, están sumamente cuidados por los jardineros y por los turistas que van a verlos.





 







Bueno amigos, pues hasta que haga la próxima ruta, os dejo los datos técnicos de ésta:

Tiempo efectivo de pedaleo, 02h.42'34"
Distancia recorrida, 49'900 kms.
Velocidad Media, 16'8 kms/hora
Velocidad Máxima Alcanzada, 43 kms/hora.

2 comentarios :

  1. Pues que pena, con lo que te gusta a ti esa ruta, pero bueno, al menos has hecho una parte y a tenor de las fotos es una pasada el tramo que has hecho. Desde luego que es una ruta Top Ten, como bien dices.
    Me llama la atención lo del parque con los animales sueltos, es difícil muchas veces el poder proteger a esos animales, y dice mucho de quien vive por allí, que siempre hay vándalos sueltos.
    Y menuda "pechá" de fotos que te has subido, como siempre me encantan las del cauce de la rambla, aunque esta vez llevaba agua...bueno, más bien barro.
    En fin, que ya veo que vuelves a disfrutar de tus rutas por aquellas tierras, aprovecha que además el tiempo parece que está acompañando.
    Por mi parte este fin de semana no hice nada pues tenía acontecimientos importantes, y lo primero y es lo primero. A ver si mañana vuelvo a la rutina de las salidas en miércoles y quien sabe si esta tarde salgo también, pero eso sí, acompañado de la peque que ya le va tocando ruta...ja ja ja
    Bueno, amigo, un abrazo y sigue así...Edu

    ResponderEliminar
  2. Si, una pena no haber podido terminar la ruta del Río Seco, pero bueno es lo que hay..., unas veces se puede y otras no. En esta ocasión el Río Seco venía perdido de barro y piedras, un verdadero asco. ¡Otra vez será!

    Los veranos son raros para el asunto de la bici, pero bueno..., ya regularizaremos las salidas. Un abrazo y pronto, muy pronto estaremos en Albacete.

    ResponderEliminar